¿Cuál es la historia de Valuxxo?

Valuxxo es el resultado de un viaje transformador hacia la autoafirmación, marcado por la valentía para superar desafíos y la pasión por la moda y la belleza masculina. Nacida de un viaje personal que atravesó el corazón de Italia hasta las bulliciosas calles de Inglaterra, la marca encarna la libertad de expresión y la autenticidad de quienes se atreven a mostrar su verdadero yo.

 

En Valuxxo, cada producto es un homenaje a la propia historia de resiliencia y autorrealización del fundador, quien superó las adversidades de una compleja vida familiar en Sicilia y descubrió su identidad y sexualidad en un camino plagado de obstáculos. El alcoholismo, los desafíos económicos y un ambiente familiar difícil solo sirvieron para fortalecer su determinación de hacer realidad un sueño.

 

Así, Valuxxo es más que belleza y moda; es un mensaje de resiliencia y amor propio. Representa una vida que, a pesar de innumerables desafíos, encontró un lenguaje universal de expresión en la moda y un terreno fértil para florecer en el Reino Unido. Es la historia de alguien que, incluso en la oscuridad más profunda, encontró la luz y la transformó en una marca que hoy representa autenticidad, calidad y un deseo imparable de ser uno mismo.

Comienzos difíciles

Nacida en un pequeño pueblo siciliano, mi infancia estuvo alejada de las tranquilas historias que uno podría esperar junto al mar. Mi familia estaba destrozada: un padre que ahogó sus batallas en vino y una madre valiente pero atrapada que soportó demasiado. Fui testigo de la violencia, sentí el dolor y dentro de mí creció el anhelo de un mañana diferente.

Cuando era adolescente, las sonrisas eran raras. La simple alegría de la juventud me era ajena. En aquel entonces, mi mayor lucha era conmigo mismo, con la verdad de mi identidad que tenía que ocultar: era gay y ese era un secreto demasiado pesado para cargarlo.

Los amigos fueron mi faro, pero no fueron suficientes para despejar las sombras. Entonces, me encontré siguiendo los pasos de mi padre y buscando consuelo en un alcohol que nunca llegaba. Fue una fuga que siempre me llevó al punto de partida, con más cicatrices en mi alma.

Cuando mi madre decidió dejar a mi padre, fue como ver cómo se formaba una grieta en una presa. Pero la libertad duró poco. Ella regresó y, sin elección, yo también. Pero algo dentro de mí había cambiado. Sabía que tenía que irme, que mi lugar ya no estaba ahí, bajo esas estrellas.

Dejé todo para descubrir quién era realmente, lejos de las cadenas del pasado. Mi historia no es sólo mía sino que pertenece a cualquiera que haya sentido el peso de una vida no elegida. Es un recordatorio de que no importa cuán oscuros sean nuestros comienzos, cada uno de nosotros puede buscar la luz. La verdadera libertad comienza cuando nos liberamos de los hilos del pasado y comenzamos a bailar al ritmo de nuestro propio corazón.

El traslado monumental a Inglaterra

En 2012, vendí mi coche para financiar un viaje de autodescubrimiento. No estaba seguro de hacia dónde me dirigía, pero una cosa estaba clara: tenía que escapar de una vida que no sentía como mía.

El mundo que me rodeaba parecía fuera de lugar, en gran parte debido a las relaciones tóxicas, incluida mi familia. Era hora de aprovechar esa oportunidad para explorar, para aprender más sobre quién era yo realmente.

Me atrajo la idea de sumergirme en nuevas culturas y puntos de vista. Quería un lugar donde pudiera sentirme segura y aceptada. Mi deseo de aprender inglés no era sólo entender las canciones de mis artistas estadounidenses favoritos, sino que también sabía que el idioma me abriría puertas en los mundos de la moda y la belleza. Así, el Reino Unido se convirtió en mi destino.

En Brighton, como asistente de peluquería, comencé a practicar mi inglés básico. Aunque mis oportunidades eran limitadas, comencé a ganar dinero y a ampliar mis horizontes. A pesar de los desafíos, estaba más feliz que nunca.

Fue entonces cuando comencé a estudiar Estilismo de Moda y Asesoría de Imagen, compaginando el aprendizaje de idiomas con lo que amaba. Me sentí cada vez más cómoda conmigo misma, inspirada por el arte y la belleza que me rodeaban.

Dejé Brighton para ir a Londres, hambriento de mayores oportunidades. Comencé a trabajar detrás de escena en desfiles y eventos de moda, sumergiéndome en un mundo fascinante. Esta experiencia me abrió las puertas a la industria de la moda y la música, alejándome más de mi pasado.

Finalmente cómoda con mi sexualidad e identidad, decidí salir del armario. Descubrir y definir mis deseos se convirtió en mi misión.

La relación con mi madre y mis hermanos mejoró una vez que entendieron mi verdadero yo. Con mi padre, sin embargo, el vínculo se disolvió sin remordimientos. Aunque no estuvo presente, le agradezco que me haya guiado indirectamente en mi camino.

En medio del tumulto de la moda y la belleza, vi infinitas posibilidades de innovación. Todas las noches, después del trabajo, estudiaba e intentaba crear algo propio. Mi marca tenía que contar una historia de verdad y valores.

Así nació mi blog, Valuxxo, una plataforma y comunidad dedicada a la moda, la belleza y el mensaje positivo de autoaceptación. Fue la narrativa de mi transformación y compartir este viaje se ha convertido en mi mayor pasión.

El nacimiento de Valuxxo

Logo Blanco

Creo firmemente que el secreto para vivir bien es trabajar cada día para superarse. No para demostrar algo a los demás, sino para sentirse bien consigo mismo, para alcanzar los sueños y encontrar la felicidad. Para mí la belleza es importante porque es parte de quién soy. Cuando me miro al espejo y me gusta lo que veo, me siento bien.

No sigo la moda porque sí: me cuido porque me hace feliz. Para mí es importante que los demás también se sientan bien consigo mismos y trato de inspirarlos a que lo hagan.

Siempre quise hacer algo más que escribir en un blog. Quería crear algo propio, algo que hablara de lo que amo: cuidar la piel y vivir sanamente. También es fundamental para mí respetar el medio ambiente, por eso mis productos están elaborados con ingredientes naturales y en envases ecológicos.

Valuxxo es un nombre que me une a los recuerdos más entrañables de mi infancia, nombre que me llamaba mi madre. Con esta marca quiero convertir las cosas feas del pasado en algo positivo para compartir con todos. Quiero que las personas aprendan a amarse a sí mismas por lo que son, sin preocuparse por el juicio de los demás.

Valuxxo es mi forma de expresarme, mi creatividad y todo lo que he aprendido. Con gente talentosa a mi lado, quiero ofrecer algo especial al mundo.

La marca Valuxxo es fruto de mi vida y de mis valores. Creo que en la naturaleza, la comunidad y la expresión uno mismo reside la verdadera esencia de la vida. Todo el mundo merece sentirse bien consigo mismo y ser feliz con su propia imagen. Eso es lo que significa tener control sobre la propia vida.

El cuidado personal es fundamental, tanto por dentro como por fuera. Sentirse bien con la propia apariencia es tan importante como estar bien emocionalmente. Por esta razón, me dedico a crear productos de alta calidad que ayuden a las personas a sentirse y verse lo mejor posible.

Valuxxo se adhiere a altos estándares de calidad en todo: desde los ingredientes que elegimos hasta la forma en que producimos y vendemos nuestros productos. Todo comienza con las decisiones que tomamos todos los días.

¿Y por qué “Para hombres”? Valuxxo representa mi historia personal, mi autenticidad. Quiero que cada hombre pueda encontrar su propia manera de expresarse y sentirse bien, tal como lo he hecho yo. Cada día, mi creatividad y compromiso sirven para este propósito, dar lo mejor de mí mismo y de quienes eligen Valuxxo.


0

El pin en Pinterest